Mis Leyes

Ficha de esta disposición

Título :
RESOLUCIÓN de 30 de octubre de 2000, de la Secretaría General de Medio Ambiente, sobre la Evaluación de Impacto Ambiental del proyecto "Explanada para instalaciones deportivas en la dársena de embarcaciones menores", de la Autoridad Portuaria de Las Palmas
Estado :
Vigente
Nº de Disposición :
0
Boletín Oficial :
BOE 282/2000
Fecha Disposición :
30/10/2000
Fecha Publicación :
24/11/2000
Órgano Emisor :
MINISTERIO DE MEDIO AMBIENTE
RESOLUCIÓN de 30 de octubre de 2000, de la Secretaría General de Medio Ambiente, sobre la Evaluación de Impacto Ambiental del proyecto "Explanada para instalaciones deportivas en la dársena de embarcaciones menores, de la Autoridad Portuaria de Las Palmas.

El Real Decreto Legislativo 1302/1986, de 28 de junio, de evaluación de impacto
ambiental, modificado por el Real Decreto-Ley 9/2000, de 6 de octubre, y su
Reglamento de ejecución, aprobado por el Real Decreto 1131/1988, de 30 de
septiembre, establecen la obligación de formular Declaración de Impacto
Ambiental, con carácter previo a la resolución administrativa que se adopte para la realización o, en su caso, autorización de la obra, instalación o actividad de las comprendidas en los anexos a las citadas disposiciones.

De acuerdo con lo establecido en el Real Decreto 695/2000, de 12 de mayo, y en el Real Decreto 1415/2000, de 21 de julio, por los que se establece la estructura orgánica básica y la atribución de competencias del Ministerio de Medio Ambiente, corresponde a la Secretaría General de Medio Ambiente la formulación de las Declaraciones de Impacto Ambiental de competencia estatal, reguladas por la legislación vigente.

El proyecto "Explanada para instalaciones deportivas en la dársena de
embarcaciones menores" no figura entre aquellos que deben someterse
obligatoriamente a un procedimiento reglado de Evaluación de Impacto Ambiental.
Este proyecto pertenece a los comprendidos en el anexo II del Real Decreto Ley
9/2000, de 6 de octubre
, por el que se modifica el Real Decreto Legislativo
1302/1986, de 28 de junio, de Evaluación de impacto ambiental, concretamente a
los especificados en el grupo 8, epígrafe k, del mismo: Cualquier cambio o
ampliación de los proyectos que figuran en los anexos I y II, ya autorizados,
ejecutados, o en proceso de ejecución, que puedan tener efectos significativos sobre el medio ambiente, para los cuales el sometimiento al procedimiento reglado será preciso cuando así lo decida el órgano ambiental en cada caso.

La Autoridad Portuaria de Las Palmas remitió, con fecha 6 de marzo de 2000, a la
Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental la Memoria del proyecto
junto con el "Estudio Detallado de Impacto Ecológico", para que determinara
sobre la necesidad de someterlo al procedimiento antes citado. Los objetivos y
descripción del proyecto, así como las principales conclusiones del mencionado
estudio, figuran en el anexo.

La Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental consultó a diferentes
organismos y asociaciones previsiblemente interesados sobre los efectos ambientales del proyecto. Un resumen del resultado de la consulta figura en el
anexo.

Tras examinar la documentación recibida, la Secretaría General de Medio Ambiente
considera que no se prevé, como resultado de la ejecución del proyecto, la
potencial existencia de impactos ambientales adversos significativos que necesiten un procedimiento reglado de Evaluación de Impacto Ambiental para determinar la posibilidad de definir medidas mitigadoras y, en su caso, la naturaleza de tales medidas al objeto de conseguir impactos no significativos. Para conseguir este objetivo será suficiente con aplicar las medidas correctoras que figuran en el citado "Estudio Detallado de Impacto Ecológico".

En consecuencia, la Secretaría General de Medio Ambiente resuelve que es
innecesario someter al procedimiento reglado de Evaluación de Impacto Ambiental
el proyecto "Explanada para instalaciones deportivas en la dársena de
embarcaciones menores,

Madrid, 30 de octubre de 2000. La Secretaria general, Carmen Martorell Pallás.

ANEXO

Objetivo y descripción del proyecto

En el puerto de Las Palmas, en la zona situada junto a la Base Naval, se cuenta en la actualidad con unas instalaciones destinadas al servicio de las embarcaciones menores. Estas instalaciones, compuestas por una rampa de varada, un pequeño muelle embarcadero y una zona de varada en seco, resultan a todas luces insuficientes para el normal desarrollo de los depones náuticos. Las nuevas técnicas aplicadas a este tipo de embarcaciones y el mayor número de clases existentes en la actualidad, hacen indispensable la construcción de unas instalaciones que permitan dar el servicio adecuado a las embarcaciones menores.

Ante esta situación, la Autoridad Portuaria de Las Palmas pretende llevar a cabo la construcción de una explanada para instalaciones deportivas en la zona norte de la dársena de embarcaciones menores, junto a la Base Naval, en el puerto de Las Palmas. Las actuaciones contempladas en el presente proyecto, que se desarrollará en dos fases, se detallan a continuación:

1.ª fase:

Dique de protección. El dimensionamiento del dique se ha llevado a cabo con el
criterio de obtención de la sección mínima posible desde el punto de vista
constructivo. están previstas las siguientes secciones tipo:

Sección tipo 1: Constituye una prolongación del actual vial de acceso a la playa
para los vehículos de limpieza y mantenimiento, estando limitada en su borde norte por las instalaciones del Real Club Náutico de Gran Canaria. El manto principal de protección estará formado por escollera natural de peso igual o superior a 500 kilogramos, bajo el cual se colocará el núcleo constituido por detritus de cantera. La berma de escollera tendrá una anchura en coronación de 2,42 metros. Este tramo se corresponde con la zona de playa seca y tiene una longitud de 34,70 metros.


Sección tipo 2: En este tramo, de 50,30 metros de longitud, se localiza, en su lado norte, la explanada de servicios y reparaciones. El manto principal de protección estará formado por escollera natural de peso igual o superior a 2.500 kilogramos. Bajo este manto se dispondrá una capa filtro de escollera natural de peso comprendido entre 125 y 250 kilogramos. La berma de escollera, situada al sur, tendrá una anchura en coronación de 3,44 metros; al norte de la berma se sitúa la vía de acceso, y entre ambas se coloca un murete espaldón de hormigón en masa.

Sección tipo 3: Este tramo presenta una longitud total de 111,71 metros. El manto de protección del borde exterior y la berma de escollera de ese lado son iguales a los de la sección tipo 2. En el borde norte se ejecutará únicamente la capa filtro, ya que esta zona se encuentra abrigada de la acción de los temporales.

Morro: Como en los casos anteriores, se llevará a cabo con un manto principal de
defensa de escollera natural de peso igual o superior a 2.500 kilogramos y un filtro de escollera natural de peso comprendido entre 125 y 250 kilogramos. El núcleo estará formado por detritus de cantera.

Explanada de servicios y reparaciones. Se prevé la ejecución de una explanada de
servicios y reparaciones de 50 metros de anchura y unos 4.200 metros cuadrados de superficie que estará coronada a una cota variable entre la + 3,,80 y la +4,00 metros. La sección transversal de la explanada se compone de una capa filtro de escollera de poso comprendido entre 125 y 250 kilogramos, siendo el núcleo de detritus de cantera.

Instalaciones urbanas. En el presente proyecto se incluyen diversas canalizaciones subterráneas, con sus correspondientes arquetas de registro, por las que discurrirán los servicios de los que se dote en un futuro al embarcadero (alumbrado público, agua, telefonía, etc.). Asimismo se prevé la instalación de una torre baliza en el morro.

Obras varias. En previsión del posible deterioro que vaya a sufrir el pavimento
asfáltico del actual vial de acceso a la playa, debido al tráfico de camiones y
maquinaria pesada, se llevará a cabo el refuerzo del firme mediante la extensión de una capa de 6 centímetros de espesor de mezcla asfáltica. Así mismo, se prevé la pavimentación completa de las actuales aceras mediante losetas antideslizantes
análogas a las existentes en la zona.

2.ª fase:

Dragado de la dársena.-Se procederá a dragar la dársena en una superficie de unos 17.000 metros cuadrados, para incrementar el calado de la misma hasta la cota - 2,50 metros, haciéndola así operativo para embarcaciones deportivas de mayor calado. Se prevé el traslado a un vertedero autorizado del material a dragar.

Estudio detallado de impacto ecológico

El Estudio, en su análisis de los ecosistemas presentes en la zona del proyecto,
determina que estos se encuentran fuertemente influenciados por la contaminación
circundante, detectándose la presencia de determinadas especies indicadoras de
contaminación marina y litoral (por ejemplo, el poliqueto tubícola). De forma
general se puede afirmar que el lecho marino se encuentra fuertemente
antropizado, existiendo gran cantidad y variedad de residuos.

Con relación a la dinámica sedimentaria de la playa de Las Alcaravaneras, el
Estudio afirma que ésta se encuentra fuertemente encajada, sustentada por un
fondo rocoso, y carente de cualquier fuente de alimentación y drenes. Todos estos factores, unidos a que las principales fuentes energéticas en la playa son las corrientes producidas por el oleaje incidente, hacen que la dinámica de la playa sea muy limitada, presentando tan solo flujos de sedimento con los vientos más intensos que llegan a producir oleajes oblicuos sobre la línea de playa y con los temporales de componente sudeste, principalmente. Con la realización del
proyecto cabe esperar un ligero aumento de la granulometría en el extremo norte
de la playa y, tal vez, un ligero retroceso en su frente, a la vez que un mayor apoyo de la playa en su extremo sur, todo ello dentro de un balance sedimentario global sin pérdidas significativas de áridos en la playa.

Respecto a la calidad del agua marina en el entorno de la playa, el Estudio recoge la información facilitada por la Dirección General de Salud Pública que, de los resultados del análisis bacteriológico, califica las zonas norte y centro de la playa como aptas para el baño y la zona sur como no apta.

En cuanto a su incidencia en áreas de sensibilidad ecológica y Espacios Naturales Protegidos, el Estudio señala que la zona de emplazamiento del proyecto no se encuentra incluida dentro de ningún Espacio Natural catalogado en la Ley de Espacios Naturales de Canarias, así como tampoco en ningún Área Insular Protegida contemplada en el Plan Insular de Ordenación del Territorio de Gran Canaria.

El Estudio realiza la identificación y valoración de los previsibles impactos
ambientales del proyecto, tanto en su fase de construcción como en la de
operación, y establece las medidas correctoras necesarias para minimizarlos.

Organismos y Asociaciones consultadas

Dirección General de Costas; Viceconsejería de Medio Ambiente (Gobierno de
Canarias); Viceconsejería de Pesca (Gobierno de Canarias); Cabildo Insular de Gran Canaria; Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria; Asociación Canaria para la Defensa de la Naturaleza (ASCAN).

A continuación se resume el contenido ambiental más significativo de las
respuestas recibidas:

La Viceconsejería de Medio Ambiente señala que, respecto de la calidad del agua, el Estudio únicamente contiene información sobre parámetros de la calidad biológica, obviándose otros de carácter fisico-químico. Dice que no es posible conocer la magnitud de los fondos contaminados dado que la leyenda de la cartografía presentada no es legible. Sugiere que se establezcan medidas preventivas para evitar el vertido de aceites, combustibles y aguas procedentes de sentinas de las embarcaciones. Asimismo, considera necesaria la caracterización físico-química de los sedimentos para determinar su destino y tratamiento más adecuado.

La Viceconsejería de Pesca manifiesta que la afección directa del proyecto sobre el sector pesquero puede considerarse mínima. No obstante, señala, podrían
producirse efectos indirectos tanto en la fase de construcción como en la
operativo.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria afirma que, en principio, no
existe inconveniente alguno para la ejecución del proyecto.