Mis Leyes

Ficha de esta disposición

Título :
RESOLUCIÓN de 7 de febrero de 2005, de la Secretaría General para la Prevención de la Contaminación y del Cambio Climático, por la que se formula declaración de impacto ambiental sobre el proyecto de construcción de una central térmica en ciclo combinado para gas natural, de aproximadamente 1.200 MW de potencia nominal eléctrica, en Morata de Tajuña (Madrid), promovida por Electrabel España, S. A
Estado :
Vigente
Nº de Disposición :
0
Boletín Oficial :
BOE 48/2005
Fecha Disposición :
07/02/2005
Fecha Publicación :
25/02/2005
Órgano Emisor :
MINISTERIO DE MEDIO AMBIENTE
RESOLUCIÓN de 7 de febrero de 2005, de la Secretaría General para la Prevención de la Contaminación y del Cambio Climático, por la que se formula declaración de impacto ambiental sobre el proyecto de construcción de una central térmica en ciclo combinado para gas natural, de aproximadamente 1.200 MW de potencia nominal eléctrica, en Morata de Tajuña (Madrid), promovida por Electrabel España, S. A.

El Real Decreto Legislativo 1302/1986, de 28 de junio, de evaluación de impacto ambiental, modificado por la Ley 6/2001, de 8 de mayo, y su Reglamento de ejecución, aprobado por el Real Decreto 1131/1988, de 30 de septiembre, establecen la obligación de formular declaración de impacto ambiental, con carácter previo a la resolución administrativa que se adopte para la realización, o en su caso, autorización de la obra, instalación o actividad de las comprendidas en los anexos de las citadas disposiciones.

De acuerdo con lo establecido en el Real Decreto 553/2004, de 17 de abril, en el Real Decreto 562/2004, de 19 de abril, por el que se aprueba la estructura orgánica básica de los departamentos ministeriales, y en el Real Decreto 1477/2004, de 18 de junio, por el que se desarrolla la estructura orgánica básica y la atribución de competencias del Ministerio de Medio Ambiente corresponde a la Secretaría General para la Prevención de la Contaminación y del Cambio Climático la formulación de las declaraciones de impacto ambiental de competencia estatal, reguladas por la legislación vigente.

Al objeto de iniciar el procedimiento de evaluación de impacto ambiental, el promotor, inicialmente «Entergy Power Projects España, S. L.», (sus derechos fueron adquiridos posteriormente por Electrabel), con fecha 5 de octubre de 2000, remitió a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental la memoria-resumen del proyecto de construcción de una central térmica de ciclo combinado de aproximadamente 1.200 MW de potencia nominal eléctrica, que utiliza gas natural como combustible principal, en el término municipal de Morata de Tajuña (Madrid).
La central se ubica en el término municipal de Morata de Tajuña, situado aproximadamente a 38 km al sur de Madrid y entre las carreteras N-III y M-313. El proyecto consiste en la construcción de una central térmica en ciclo combinado, que constará de tres grupos de potencia de aproximadamente 400 MW cada uno. Además la central dispondrá de las infraestructuras necesarias: aerocondensadores, conducciones de toma y descarga de agua, gasoducto de conexión para suministro de gas natural
y línea eléctrica para la evacuación de la energía producida.
El abastecimiento de gas se realizará desde el gasoducto CórdobaMadrid que discurre a unos 6,5 km al suroeste de la parcela de la instalación, mediante la construcción de un ramal de conexión.
La evacuación de la energía eléctrica producida por la central se realizará mediante una línea de 400 kV que conectará directamente con la Subestación eléctrica de Morata, situada a 2 km en dirección noroeste de la parcela.
Recibida la memoria-resumen, la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental, de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 13 del Real Decreto 1131/1988, de 30 de septiembre, con fecha de 3 de noviembre de 2000, inició un periodo de consultas a personas, instituciones y administraciones sobre el impacto ambiental del proyecto. Interesa mencionar la contestación de la Dirección General de Urbanismo y Planificación Regional de la Comunidad de Madrid que indica que la ubicación propuesta para la central dista menos de 1.500 m. al núcleo urbano de Morata de Tajuña, por lo que no cumple con lo exigido en las Normas Urbanísticas Vigentes y que dichas normas tampoco permiten la instalación de una central térmica. Por tanto, con anterioridad a la construcción de la central deberá resolverse la compatibilidad de la instalación con las Normas Urbanísticas. La relación de consultados y un resumen de las respuestas recibidas se recogen en el anexo 1.
En virtud del artículo 14 del Reglamento, la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental, con fecha 1 de marzo de 2001, remitió al promotor las respuestas recibidas, indicando la opinión del órgano ambiental con respecto a los aspectos más significativos que debían tenerse en cuenta en la realización del estudio de impacto ambiental. También se remitieron, en su momento, las contestaciones recibidas fuera de plazo. Teniendo en cuenta que este proyecto se localiza en las proximidades de una planta de producción de cemento, se indicó la necesidad de que se estudiasen los impacto sinérgicos de la central propuesta y la planta, en especial el impacto derivado de las emisiones a la atmósfera.
De acuerdo con lo estipulado en el artículo 15 del Reglamento, la Delegación del Gobierno en la Comunidad de Madrid, a instancia del órgano sustantivo, la Dirección General de Política Energética y Minas, entonces adscrita al Ministerio de Economía, sometió conjuntamente a trámite de información pública el proyecto y el estudio de impacto ambiental, en el que se contemplaba la construcción y funcionamiento de la central y sus infraestructuras asociadas: aerocondensadores, conducciones de toma y vertido de agua, gasoducto de suministro de gas y línea de evacuación de la energía eléctrica producida.

Conforme al artículo 16 del Reglamento, con fecha 7 de agosto de 2002, la Dirección General de Política Energética y Minas remitió a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental el expediente completo, consistente en el proyecto, el estudio de impacto ambiental y el resultado de la información pública, resalta una amplia oposición a la construcción de la central presentando una serie de aspectos ambientales que han sido cuidadosamente analizados en la evaluación efectuada. En el anexo III se incluye un resumen del resultado de información pública. Con posterioridad a la finalización del periodo de información pública se han recibido una serie de escritos oponiéndose a la construcción de la central, sin embargo no aportan información ambiental adicional a la comunicada durante el citado periodo de información pública.
Con fecha 27 de septiembre de 2002, el promotor remitió un documento en el que indicaba que el Grupo belga Electrabel había adquirido todos los intereses de los que era titular Entergy en España. Dicho acuerdo supone la asunción por Electrabel de la dirección y gestión de los proyectos de desarrollo, construcción y operación de varias centrales de ciclo combinado, entre ellas, la promovida por el grupo Entergy en Morata de Tajuña.

Revisada la documentación recibida se solicitó al Instituto Nacional de Meteorología la validación de los datos de calidad del aire y de los datos meteorológicos utilizados en el modelo de dispersión de contaminantes.

En reunión celebrada el 27 de mayo de 2003, organizada por la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio de Medio Ambiente, en la que se contó con la participación de la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental de la Comunidad de Madrid, teniendo en cuenta la opinión del INM y el análisis de la documentación recibida, se solicitó al promotor ampliación de información referente a la representatividad de los datos preoperacionales de calidad del aire en la situación preoperacional, referente a la validez de los datos meteorológicos y se solicitó la aplicación de un modelo de dispersión de contaminantes que incluya un modelo fotoquímico. Asimismo, se requirió que se aportase información respecto del impacto acústico de la actividad y de los trazados de las distintas alternativas de las infraestructuras auxiliares. La solicitud de esta información se formalizó por escrito de fecha 30 de julio de 2003 de la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental.

El promotor con fecha 19 de diciembre de 2003, presentó la información solicitada en los siguientes documentos: «Estudio complementario al estudio de impacto ambiental del proyecto de construcción de una central de ciclo combinado prevista en el área de Morata de Tajuña (Madrid)», «Impacto acústico. Predicción de los niveles sonoros esperados en el entorno de la central como consecuencia del funcionamiento de la misma» y el documento «Información complementaria:
Infraestructuras».

Finalmente, con fecha 7 de junio, el promotor remitió información respecto de algunos aspectos técnicos de las infraestructuras asociadas.

El anexo II contiene los aspectos más destacables del estudio de impacto ambiental y de la información complementaria solicitada, que incluye los datos esenciales del proyecto.

Recibido el expediente completo, la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio de Medio Ambiente estableció consultas con la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental de la Comunidad de Madrid en relación con los contenidos técnicos de dicho expediente. Asimismo, en el condicionado de esta declaración de impacto ambiental se han tenido en cuenta el asesoramiento efectuado por el Instituto Nacional de Meteorología.
En consecuencia, la Secretaría General para la Prevención de la Contaminación y del Cambio Climático, en el ejercicio de las atribuciones conferidas por el Real Decreto Legislativo 1302/1986, de 28 de junio, de evaluación de impacto ambiental, y por los artículos 4.1, 16.1 y 18 de su Reglamento de ejecución, aprobado por Real Decreto 1131/1988, de 30 de septiembre, a la vista del informe emitido por la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental de fecha 28 de enero de 2005, formula, únicamente a efectos ambientales, la siguiente declaración de impacto ambiental.

DECLARACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL
Examinada la documentación que constituye el expediente, se considera que el proyecto es ambientalmente viable, cumpliendo las siguientes condiciones:
1. Durante la fase de construcción
1.1 Preservación del suelo y la vegetación. Con anterioridad al inicio de las obras se procederá a señalizar y balizar toda la zona de obras. Se balizará la parcela en la que se construirán los tres grupos de ciclo combinado, así como la zona donde se ubiquen las instalaciones temporales y la zona de almacenamiento de productos y materiales.
Las pistas de trabajo necesarias para la construcción de la conducción de vertido de agua y del gasoducto se ajustarán, en la medida de lo posible, a los caminos existentes y tendrán como máximo 19 m de ancho para pista normal y 13 m para la pista restringida. La pista de trabajo para la conducción de toma de agua no superará los 14 m de anchura.
Al término de las obras se retirarán todos los escombros, residuos, materiales sobrantes y demás restos. Se efectuará la restitución geomorfológica y edáfica de todos los terrenos afectados por las obras, a excepción de las áreas ocupadas por las estructuras permanentes e infraestructuras del proyecto, así como áreas que podrán ser utilizadas durante la operación de la planta. En las zonas en las que se haya suprimido la vegetación, se procederá a plantar especies autóctonas con densidad y composición específica similar a la existente en la zona a restaurar.
1.2 Mantenimiento de la maquinaria. Dentro de la parcela de la central, se habilitará un área específica para realizar las operaciones de mantenimiento, lavado, repostaje, etc. de la maquinaria de obras. Este área dispondrá de una superficie impermeabilizada y de un sistema de recogida de efluentes y de separadores de aceites y grasas, a fin de evitar la contaminación del suelo, las aguas subterráneas y los cauces de aguas superficiales.
1.3 Gestión de los residuos de obra y materiales sobrantes. Los materiales sobrantes procedentes de las excavaciones y los residuos de obras
considerados no peligrosos se depositarán en vertederos específicamente autorizados por la autoridad competente.
1.4 Protección de vías pecuarias. Sólo se autorizará la conducción subterránea de las infraestructuras, a efectos de suprimir el impacto ambiental y visual negativo que provocaría su ubicación en superficie, debiendo cumplirse las especificaciones técnicas y de seguridad previstas en la normativa vigente. Deberán ir enterradas por la zona de seguridad de las mismas, definida como una banda de 30 m de anchura a ambos lados de cada vía pecuaria.
La ocupación de los terrenos de las vías pecuarias se limitará al mínimo indispensable para la realización de la obra de que se trate. No se deberá interrumpir el tránsito ganadero y los restantes usos comunes compatibles y complementarios. Se deberán establecer las garantías suficientes que aseguren la reposición de la vía pecuaria a su estado originario.
No obstante, cualquier modificación del trazado de cualquiera de las vías pecuarias afectadas deberá ser autorizado por la Consejería de Medio de Ambiente de la Comunidad de Madrid de acuerdo con la Ley 8/1998, de 15 de junio de Vías Pecuarias, según el procedimiento estipulado en el capítulo IV sobre modificación de trazados.
1.5 Preservación de los yacimientos arqueológicos. A fin de prevenir la posible afección a yacimientos arqueológicos no inventariados que pudieran surgir durante las obras de construcción de la central, de las conducciones de toma y vertido, del gasoducto o de la línea eléctrica, durante la fase del movimiento de tierras se procederá a realizar un seguimiento arqueológico realizado y dirigido por técnicos arqueólogos conforme lo que establezca la Dirección General de Promoción Cultural de la Consejería de Cultura de la Comunidad de Madrid.
1.6 Minimización de la incidencia en el tráfico de la zona. Se seleccionarán rutas específicas que eviten el tráfico innecesario a través de los núcleos de población y se procurará periodificar los trabajos de manera que la incidencia en el tráfico sea mínima durante el período estival. Las carreteras de acceso a la parcela se dotarán de señalización indicando las rutas de acceso, que incluirá la notificación de prohibición de uso de rutas no autorizadas para acceder al proyecto.
Cuando se efectúen transportes especiales, se solicitará la autorización pertinente a la Dirección General de Tráfico, se deberá informar previamente a las autoridades locales y se anunciará en distintos medios de comunicación social.
1.7 Minimización del Impacto paisajístico. Se elaborará un estudio de adaptación paisajística de las instalaciones de la central que facilite su integración en la zona.
2. Control de la contaminación atmosférica
2.1 Minimización de las emisiones. La central dispondrá de un sistema de combustión que garantice bajas emisiones de óxidos de nitrógeno, NO..
El proyecto de la central deberá disponer de tecnologías que garanticen bajas emisiones de óxidos de nitrógeno (NO.), permitiendo con ello no rebasar las condiciones de emisión que se establecen en esta declaración.
2.2 Sistema de evacuación de los gases residuales. Para la evacuación de los gases residuales se instalarán tres chimeneas de, como mínimo, 60 m de altura, una para cada grupo de 400 MW, de acuerdo con lo propuesto en el estudio de impacto ambiental, con el resultado de la aplicación del modelo de dispersión de contaminantes en la atmósfera Industrial Source Complex versión 3 Short Term (ISC3ST) de la Environmental Protection Agency (EPA), y con los resultados obtenidos al aplicar el modelo MM5-CMAQ.
2.3 Condiciones para las emisiones. En cumplimiento con lo establecido en el Real Decreto 430/2004, de 12 de marzo, por el que se establecen nuevas normas sobre limitación de las emisiones a la atmósfera de determinados agentes contaminantes procedentes de grandes instalaciones de combustión, y de acuerdo con las emisiones estimadas por el promotor y utilizadas en el estudio de impacto ambiental para evaluar el impacto sobre la calidad del aire, y teniendo en cuenta que la central solo utiliza gas natural como combustible, las emisiones producidas, funcionando por encima del 70 por 100 de carga, cumplirán las siguientes condiciones:
Emisiones de partículas: teniendo en cuenta que en el proceso de combustión en una turbina de gas no se generan cantidades significativas de partículas, y que la instalación proyectada no dispone de sistemas de combustión posteriores a la turbina, no se considera necesario establecer condiciones para este contaminante.
Emisiones de óxidos de nitrógeno: no superarán los 50 mg/Nm3 (NO, expresado como NO2).
Emisiones de dióxido de azufre: no superarán los 11,6 mg/Nm3.
Las concentraciones máximas admisibles en los gases expulsados se

expresan sobre gas seco con un contenido del 15 por 100 de oxígeno (02).

2.3.1 Criterios para evaluarlas emisiones. Se considerará que se res

petan las condiciones de emisión fijadas anteriormente, condiciones 2.3.1
y 2.3.2, mediante la aplicación de los criterios establecidos en el artículo 12 y el anexo VIII del Real Decreto 430/2004, de 12 de marzo, por el que se establecen nuevas normas sobre limitación de las emisiones a la atmósfera de determinados agentes contaminantes procedentes de grandes instalaciones de combustión.
2.4 Control de las emisiones. En las chimeneas de evacuación de gases se instalarán sistemas de medición en continuo, con transmisión de datos al cuadro de mandos de la central, de las concentraciones de los siguientes contaminantes: cenizas o partículas, dióxido de azufre, óxidos de nitrógeno y monóxido de carbono. Asimismo se instalarán equipos de medición en continuo de los siguientes parámetros de funcionamiento: contenido en oxígeno, temperatura y presión.
Se instalará un sistema que permita facilitar, en tiempo real, a la Red de Vigilancia de la Contaminación Atmosférica de la Comunidad de Madrid, los datos obtenidos por los sistemas de medición en continuo de los contaminantes y de los parámetros de funcionamiento indicados anteriormente, así como los datos de caudal de gases emitidos y porcentaje de carga de funcionamiento de la central. Se verificará la idoneidad de los equipos de medición en continuo y la exactitud de las mediciones efectuadas, de acuerdo con lo dispuesto en la Orden de 25 de junio de 1984, del Ministerio de Industria y Energía, sobre instalación en centrales térmicas de equipos de medida y registro de la emisión de contaminantes a la atmósfera, modificada por la Orden de 26 de diciembre de 1995, del Ministerio de Industria y Energía que desarrolla el Real Decreto 646/1991, de 22 de abril.
Se elaborará un proyecto que especifique las características de los focos emisores indicados en esta condición 2.4. El proyecto especificará la altura y diámetro interno de cada chimenea (foco emisor), los puntos de toma de muestras de referencia (número de orificios, dimensiones y ubicación) y las plataformas y accesos a los puntos de toma de muestras.
Se elaborará otro proyecto que especifique las características y ubicación de los sistemas de medición en continuo de los contaminantes indicados en el primer párrafo de esta condición 2.4. Este proyecto especificará las características de los analizadores, la adquisición y tratamiento de la muestra, los análisis y transmisión de datos, y el sistema de control de calidad.
Se deberá justificar la adecuación de ambos proyectos a la normativa legal y técnica, aportando la certificación de las empresas acreditadas que garanticen la adecuación de los proyectos a las normativas técnicas.
2.5 Funcionamiento con otros combustibles. Se utilizará únicamente gas natural como combustible en los grupos de generación, de acuerdo con lo propuesto por el promotor y con la evaluación ambiental efectuada.
2.6 Control de los niveles de inmisión. Previo al funcionamiento de la central, se instalará una red de vigilancia de la calidad del aire, que permitirá conocer con la máxima precisión la contaminación de fondo que existe actualmente, y comprobar, posteriormente, la incidencia real de las emisiones en los valores de inm fisión de los contaminantes emitidos y reducir las emisiones en caso de que se superasen los criterios de calidad del aire vigentes.
Esta red de vigilancia constará de una serie de estaciones de medida automáticas y permitirá como mínimo la medida en continuo de los siguientes contaminantes: partículas PM10 y PM2,s, dióxido de azufre, óxidos de nitrógeno, dióxido de nitrógeno, monóxido de carbono y ozono.
Estarán conectadas en tiempo real con la Red de Vigilancia de la Contaminación Atmosférica de la Comunidad de Madrid.
Se efectuará un estudio para determinar el número y la ubicación de las estaciones de medida que compondrán la red de vigilancia. También se determinarán los contaminantes específicos que deben medirse en cada una de las estaciones, de manera que se obtengan datos representativos de los niveles de inmisión de los contaminantes indicados en el párrafo anterior. Este estudio especificará el protocolo de transmisión de datos y los plazos de ejecución de la red, y garantizará la coordinación e integración de esta red con la Red de Vigilancia de la Contaminación Atmosférica de la Comunidad de Madrid.
El sistema de vigilancia de la calidad del aire resultante del estudio anteriormente indicado, deberá contar con informe previo del órgano ambiental de la Comunidad de Madrid y deberá estar en funcionamiento un año antes de la puesta en marcha de la central.
2.7 Sistema meteorológico. Se instalará un sistema meteorológico automático que facilite la información en tiempo real a la sala de control del proceso, a fin de validar la evaluación efectuada y poder interpretar los datos de contaminación atmosférica obtenidos en las estaciones de medida.
Deberá disponer de un modelo de dispersión de contaminantes funcionando en continuo. Dicho modelo se alimentará de los datos de las emisiones de los focos y de los datos meteorológicos (ambos estarán monitorizados). En caso de que la autoridad competente de la Comunidad de Madrid dispusiese o elaborase un modelo predictivo que contemplase íntegramente la problemática de la zona, el promotor deberá colaborar,
incluso económicamente en la parte proporcional que corresponda, en la elaboración y aplicación del mismo.
Se elaborará un proyecto para la instalación del sistema meteorológico que deberá contar con informe previo del órgano ambiental de la Comunidad de Madrid.
2.8 Informes. Independientemente de la transmisión de datos en continuo a la Red de Vigilancia de la Contaminación Atmosférica de la Comunidad de Madrid, de acuerdo con lo especificado en la Orden de 25 de junio de 1984, del Ministerio de Industria y Energía, sobre instalación en centrales térmicas de equipos de medida y registro de la emisión de contaminantes a la atmósfera, modificada por la Orden de 26 de diciembre de 1995 del Ministerio de Industria y Energía, el promotor, a partir de la puesta en marcha de la central, remitirá a la Dirección General de Política Energética y Minas, al órgano ambiental de la Comunidad de Madrid y a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio de Medio Ambiente, un informe mensual que indique las emisiones efectuadas de óxidos de nitrógeno y dióxido de azufre con los valores promedios horarios, diarios y máximos puntuales, así como los pesos emitidos, totales y por kilovatio hora producido.
2.9 Puesta en marcha de la central. El promotor propondrá a la autoridad competente el programa de pruebas y análisis de las emisiones a la atmósfera a que hace referencia el capítulo II del Decreto 833/1975, de 6 de febrero, por el que se desarrolla la Ley 38/1972, de 22 de diciembre, de protección del ambiente atmosférico, de acuerdo con lo dispuesto en el capítulo IV de la Orden del Ministerio de Industria, de 18 de octubre de 1976, sobre prevención y corrección de la contaminación industrial de la atmósfera.
Con anterioridad a la puesta en marcha de la central se deberá disponer de la necesaria autorización de emisión de gases de efecto invernadero, expedida por la Comunidad Autónoma de acuerdo con lo establecido en el artículo 4.' del Real Decreto Ley 5/2004, de 27 de agosto, por el que se regula el régimen del comercio de derechos de emisión de gases de efecto invernadero.
2.10 Períodos de arranque, parada y funcionamiento por debajo del 70 por 100 de carga. Con anterioridad a la puesta en marcha de la central, se presentará un estudio en el que se describan las características del funcionamiento de la instalación en los periodos de arranque y parada, y cuando funcione por debajo del 70 por 100 de carga. Este estudio indicará el sistema de control del proceso, las emisiones esperadas en unidades de concentración de los gases emitidos y en masa por unidad de tiempo, así como las características del foco emisor: caudal de gases emitidos en condiciones reales y normalizadas, velocidad de salida, temperatura, humedad y presión.
3. Mitigación del impacto acústico. Niveles de emisión
En el proyecto de ejecución de la central se incluirán específicamente las características del aislamiento acústico. El diseño definitivo asegurará que el nivel de emisión de ruido al exterior no supere los 70 dB(A) durante el día desde las 7 a las 23 horas, ni los 60 dB(A) durante la noche desde las 23 a las 7 horas, tal como establece para las áreas de sensibilidad acústica Tipo IV (área Ruidosa), con nuevos desarrollos urbanísticos, el Decreto 78/1999, de 27 de mayo, por el que se regula el régimen de protección contra la contaminación acústica de la Comunidad de Madrid.
Los niveles de ruido en el interior de los edificios de las zonas urbanas más próximas, como consecuencia del funcionamiento de la central, no superarán los valores estipulados en el mencionado Decreto 78/1999, de 27 de mayo.
4. Sistema de refrigeración de la central.
4.1 Sistema de refrigeración de la central. Se considera medioambientalmente adecuado el sistema de refrigeración por aerocondensadores con aire como medio refrigerante, propuesto y evaluado en el estudio de impacto ambiental.
4.2 Diseño de las conducciones de toma de agua y de vertido. Con la utilización de aerocondensadores se evita la formación de penachos de vapor, se reduce drásticamente el consumo de agua y los vertidos serán mínimos, por lo que los canales requeridos para el funcionamiento de este sistema de refrigeración serán de menor entidad que los necesarios para un sistema de refrigeración en circuito cerrado mediante el uso torres. Las condiciones para la construcción de estas conducciones se especifican en las condiciones 1 y 7 de la presente declaración.
4.3 Diseño de los aerocondensadores. El diseño definitivo de los aerocondensadores asegurará el cumplimiento de los criterios indicados en la condición 3 de esta declaración.
5. Control de los vertidos de la central
5.1 Efluentes producidos por la central. El proyecto de ejecución definirá los sistemas de recogida y envío a la arqueta de homogeneización de los diferentes efluentes que produzca la central térmica especificados en el estudio de impacto ambiental, tanto de los efluentes regulares como de los irregulares. En especial se definirán los sistemas de recogida de los siguientes efluentes: aguas pluviales, efluentes químicos procedentes del lavado y purgas de los diferentes sistemas e instalaciones de la central, y los efluentes oleosos procedentes del drenaje de talleres, del área de transformadores, del área del generador diesel de emergencia, de la caldera de recuperación y del edificio de turbinas. Aquellos efluentes que tengan la consideración de residuos, de acuerdo con el Catálogo Europeo de Residuos, se gestionarán como tales.
5.2 Sistema de tratamiento de efluentes. Los efluentes generados serán enviados al sistema de tratamiento de efluentes de la central para su tratamiento antes de ser vertidos. Este sistema cumplirá con las características que en su momento establezca la correspondiente autorización ambiental integrada.
El proyecto de ejecución definirá las características del sistema final de tratamiento de efluentes de manera que se garantice el cumplimiento de los límites de vertido que establezca la autorización pertinente.
5.3 Vertidos de los efluentes de la central. Una vez los diferentes efluentes de la central sean tratados de acuerdo a su procedencia, estos deberán ser conducidos a la arqueta de bombeo de efluentes, donde se realizará un control en continuo de caudal y pH. Se deberá comprobar mediante el análisis correspondiente, la calidad del agua procedente de esta arqueta antes de ser conducida, mediante una tubería subterránea, al colector Morata-Sur, del Canal de Isabel II, que se dirige hacia la depuradora de Morata de Tajuña.
5.4 Coordinación con la autorización ambiental integrada. Todos los sistemas de recogida, canalización, tratamiento y depuración de efluentes, así como las características de todos los vertidos procedentes de las instalaciones, se adecuarán a lo que en su momento establezca la autorización ambiental integrada.
En caso de que, como consecuencia del cumplimiento de las condiciones que en su momento establezca la autorización ambiental integrada que emita la autoridad competente de la Comunidad de Madrid, resultase innecesario el cumplimiento de las condiciones 5.1, 5.2 y 5.3 así como la condición que se establece en esta declaración de impacto relacionada con la vigilancia de los vertidos, condición 8.2.4, el promotor podrá solicitar a esta Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental la modificación o supresión de estas condiciones en orden a coordinarlas con las que establezca la citada autorización ambiental integrada.
5.5 Captación de Agua. De acuerdo con la información presentada en el estudio de impacto ambiental, el agua necesaria para cubrir las necesidades de la planta (35,6 m3/h) se obtendrá a través de una conducción que conectará con la red de abastecimiento del Canal de Isabel II que discurre de norte a sur, a unos 3 km al este de la central.
6. Gestión de residuos
Los aceites procedentes del mantenimiento de maquinaria, las resinas derivadas de la planta de desmineralización y otros residuos peligrosos que se generen durante la realización de las obras y durante la explotación de la central, serán retirados por los gestores de residuos peligrosos debidamente autorizados, de acuerdo con la legislación vigente en su momento. Los residuos no peligrosos se gestionarán de acuerdo con la legislación vigente y en las instalaciones autorizadas para la gestión de los mismos.
El promotor deberá obtener de la autoridad competente de la Comunidad de Madrid la correspondiente autorización ambiental integrada que establecerá en su caso, las condiciones específicas en relación con la generación y gestión de los residuos.
7. Infraestructuras asociadas
7.1 Evacuación de la electricidad. Se realizará mediante una línea de 400 kV que conectará directamente la central con la Subestación eléctrica de Morata de Tajuña, situada a 2 km en dirección noroeste de la parcela. Se consideran ambientalmente asumibles tanto el trazado inicial propuesto en el estudio de impacto ambiental como las dos alternativas planteadas posteriormente en la información complementaria. No obstante, se considera que genera un menor impacto el trazado propuesto inicialmente y que se describe a continuación:
El trazado, de unos 1.800 ni de longitud, discurre en todo su recorrido paralelo a la línea eléctrica a 400 kV Morata-Almaráz, que pasa por el emplazamiento de la central. Partirá del extremo noroeste de la parcela y atraviesa con dirección noroeste terrenos de la concesión minera Peresa y Peresa-Morata. A la altura del camino de Tarayuela gira sensiblemente hacia el oeste atravesando la vía pecuaria «Colada del pico de la Fuente del Valle» a unos 500 ni de la subestación.
El trazado definitivo se aproximará todo lo posible a la línea ya existente Morata-Almaráz.
Para la construcción de esta infraestructura se adoptarán las medidas correctoras indicadas en el estudio de impacto ambiental, en la información complementaria y en la condición 1 de la presente declaración.
7.2 Conducción de abastecimiento de agua. Se consideran ambientalmente asumibles tanto el trazado inicial propuesto en el estudio de impacto ambiental como la alternativa 2 de las alternativas planteadas posteriormente en la información complementaria. No obstante, se considera que genera un menor impacto el trazado propuesto para la alternativa 2 (AB'CBB'F'GB'I) y que se describe a continuación:
El trazado, de unos 5,4 kni de longitud, partirá del extremo norte de la parcela de la instalación, discurriendo durante los primeros 600 m dentro de la concesión minera Peresa 2755-001 hasta alcanzar el Camino de los Jarales. En este punto gira sensiblemente hacia el este para discurrir en paralelo con el trazado del Camino Real, cruzando la vía pecuaria «Colada de las Yeguas», para ir hacia el norte junto al camino rural que existe sobre esta vía, hasta alcanzar la A-3, adaptándose al trazado de la misma hasta el punto de cruce con la antigua N-III. En este punto gira con dirección sureste paralela al trazado de la N-III hasta el entronque con la tubería de 70 cm de suministro de agua del Canal de Isabel II.
Para la construcción de esta conducción se adoptarán las medidas correctoras indicadas en el estudio de impacto ambiental, en la información complementaria y en la condición 1 de la presente declaración.
7.3 Conducción de vertido de agua. Se consideran ambientalmente asumibles tanto el trazado inicial propuesto en el estudio de impacto ambiental como la alternativa planteada posteriormente en la información complementaria. No obstante, se considera que genera un menor impacto el trazado propuesto para la alternativa, que se describe a continuación:
Dicho trazado, de unos 2,2 krn de longitud, se dirige hacia el oeste desde el extremo suroeste de la parcela de la central, a través de zonas mineras ya explotadas, a lo largo de unos 800 m, hasta alcanzar la vía pecuaria «Cordel de las Merinas». Tras cruzarla gira hacia el sureste, paralela al trazado del cordel durante unos 350 m, momento en el que toma dirección sur atravesando terrenos de fuerte pendiente no explotables tanto dentro de la concesión minera Peresa-Morata como en el límite de la misma, hasta alcanzar el Colector Sur de Morata, que va a la planta depuradora de aguas residuales del mismo nombre.
Para la construcción de esta conducción se adoptarán las medidas correctoras indicadas en el estudio de impacto ambiental, en la información complementaria y en la condición 1 de la presente declaración.
7.4 Gasoducto de conexión. Se consideran ambientalmente asumibles tanto el trazado inicial propuesto en el estudio de impacto ambiental como la alternativa con las modificaciones por trancos planteadas posteriormente en la información complementaria. No obstante, se considera que genera un menor impacto el trazado propuesto como alternativa 1 que se describe a continuación:
El trazado, de unos 6,7 km de longitud, partirá del extremo suroeste de la parcela de la instalación, siguiendo el mismo trazado que la conducción de vertido hasta cruzar el Cordel de las Merinas. A continuación, se desvía dirección noroeste para girar en dirección suroeste después de 600 m y atravesar por segunda vez el Cordel de las Merinas. 200 m después de cruzar el Cordel, gira con dirección sur en una longitud de 600 m por terrenos de la concesión Peresa Morata de difícil explotación por encontrarse cerca del vertedero de Morata, de zonas de ladera y de una línea de alta tensión de 400 kV. A continuación gira con dirección suroeste hasta cruzar la Colada del Camino Viejo de Madrid y por tercera vez el Cordel de las Merinas, gira dirección sur y continua en línea recta hasta la carretera M-313. Sin cambiar de margen, el trazado se mantiene paralelo a la carretera y cruza la Colada del Camino de los Arrieros. Tras recorrer 900 m aproximadamente, gira en dirección oeste y se dirige en línea recta hasta la estación de regulación.
En cualquier caso, la construcción del gasoducto se ajustará a lo establecido en la condición 1 de esta declaración, considerando no necesario establecer condiciones específicas para la construcción de esta infraestructura.
7.5 Accesos. Se consideran ambientalmente asumibles las tres alternativas planteadas en la información complementaria. No obstante, se considera que genera un menor impacto el trazado de la alternativa 1 que se describe a continuación:
El acceso al emplazamiento se realizará por el extremo suroeste de la parcela, adaptando la traza al pasillo de la conducción de vertido y del gasoducto hasta alcanzar la vía pecuaria «Cordel de las Merinas». En este punto toma dirección noroeste siguiendo la traza del cordel (ya asfaltado) hasta el entronque con la M-313, punto en el que cruza la vía pecuaria
«Colada del Pico del Fuente del Valle».

En cualquier caso, la construcción del acceso se ajustará a lo establecido en la condición 1 de esta declaración, considerando no necesario establecer condiciones específicas para la construcción de esta infraestructura.
7.6 Modificación del trazado de las conducciones. Debido a las características homogéneas del terreno, en caso de que resultase necesario modificar el trazado de alguna de las infraestructuras mencionadas en los puntos 7.2, 7.3, 7.4 y 7.5 de esta declaración, el promotor podrá solicitar su modificación a esta Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental aportando la información necesaria para justificar que el nuevo trazado planteado no supondrá un incremento significativo del impacto ambiental.
8. Programa de vigilancia ambiental
Se redactará un programa de vigilancia ambiental, tanto para la fase de obras como para la fase de funcionamiento de la central, que permita el seguimiento y control de los impactos y la eficacia de las medidas correctoras establecidas en el estudio de impacto ambiental y en el condicionado de esta declaración. En él se detallará el modo de seguimiento de las actuaciones, y se describirá el tipo de informes y la frecuencia y el periodo de su emisión.
El programa contemplará los aspectos indicados en el estudio de impacto ambiental y en especial incluirá los indicados en las condiciones 8.1 y 8.2.
8.1 Programa de vigilancia durante la fase de construcción. Se incluirán en el programa de vigilancia los siguientes aspectos: la supervisión del terreno utilizado y el respeto del balizamiento; la elección de los equipos y maquinaria a utilizar; la realización de las operaciones de mantenimiento en los lugares específicamente destinados a este fin; el establecimiento de medidas para evitar los vertidos a cauces, suelos u otros lugares no destinados a este fin; la gestión de la tierra vegetal retirada; la gestión de los residuos de obra y materiales sobrantes; la información a los trabajadores de las normas y recomendaciones para el manejo responsable de materiales y sustancias potencialmente contaminadoras; así como el cumplimiento de las condiciones establecidas para la protección del patrimonio arqueológico.
8.2 Programa de vigilancia durante la explotación de la central.
8.2.1 Vigilancia de las emisiones a la atmósfera. Mediante los sistemas de medición en continuo, instalados en la chimenea, se vigilará el cumplimiento de los niveles de emisión establecidos para cada contaminante, de acuerdo con lo dispuesto en las condiciones 2.3 y 2.4 de esta declaración.
8.2.2 Vigilancia de los valores de inmisión de los contaminantes en la atmósfera. Se efectuará de acuerdo con lo dispuesto en las condiciones 2.5 y 2.6 de esta declaración.
8.2.3 Vigilancia del impacto acústico. Se propondrá un programa de vigilancia de los niveles de inmisión sonora en la zona de influencia de la central, que incluirá campañas de medición de los niveles de inmisión sonora y especificará, como mínimo los siguientes aspectos:
La frecuencia de las campañas de medición de los niveles de inmisión sonora que se efectuarán.
La primera campaña se deberá realizar antes de la puesta en marcha de la central; se realizará otra campaña durante el primer mes después de la puesta en marcha de la central.
Se determinarán los puntos en los que se deberán realizar las mediciones. Se incluirán puntos en el límite de la parcela y, a ser posible, los puntos habitados de la zona más próximos y los utilizados para efectuar la evaluación inicial.
En caso de observarse aumentos significativos de los valores de inmisión debidos al funcionamiento de la central, se propondrán las medidas correctoras adecuadas a fin de reducir las emisiones sonoras producidas por la central.
8.2.4 Vigilancia de los vertidos. Se efectuarán análisis de los efluentes procedentes de la central térmica en la arqueta de bombeo de efluentes, situada a la salida del sistema final de tratamiento de efluentes, previamente a su descarga en el punto de vertido.
8.3 Informes del resultado del programa de vigilancia. Con independencia de los informes de carácter interno necesarios para asegurar el control y cumplimiento del programa de vigilancia, se emitirá un informe con periodicidad semestral durante la fase de construcción que indicará el grado de cumplimiento del programa de vigilancia y hará referencia a todos los aspectos indicados en la condición 8.1.
Sin perjuicio de lo establecido en la condición 2.8, y durante la fase de explotación de la central, se efectuará un informe anual, sobre las actividades realmente realizadas en el cumplimiento del programa de vigilancia y se hará referencia a todos los puntos indicados expresamente en la condición 8.2 de esta declaración.
Estos informes incluirán un capítulo de conclusiones, en el que se evaluará el cumplimiento de las condiciones establecidas en esta declaración, la eficacia de las medidas correctoras utilizadas, las posibles desviaciones respecto de los impactos residuales previstos en el estudio de impacto ambiental y, en su caso, propondrá medidas correctoras adicionales o modificaciones en la periodicidad de los controles realizados.
Se emitirá un informe especial cuando se presenten circunstancias o sucesos excepcionales que impliquen deterioros ambientales o situaciones de riesgo, tanto en la fase de construcción, como en la de funcionamiento, sin perjuicio de la comunicación inmediata, que en su caso proceda, a los órganos competentes autonómicos.
Todos los informes indicados en esta condición 8.3 serán remitidos a la Dirección General de Política Energética y Minas y a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental. Asimismo, se remitirá copia de los mismos al órgano ambiental de la Comunidad de Madrid. Del examen de esta documentación por parte de la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental podrán derivarse modificaciones de las actuaciones previstas, en función de una mejor consecución de los objetivos de la presente declaración de impacto.
9. Documentación adicional
El promotor efectuará y remitirá a la Dirección General de Política Energética y Minas y a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio de Medio Ambiente para su aprobación, los estudios y proyectos que se indican a continuación:
9.1 Con anterioridad a la iniciación de las obras: Propuesta de programa de vigilancia ambiental durante la fase de obras, tal y como se indica en la condición 8.1.
Estudio de adecuación paisajística de las instalaciones de la central de ciclo combinado, tal como se indica en la condición 1.7.
9.2 Conjuntamente con el proyecto de ejecución: Proyecto que especifique las características del foco emisor y de los puntos de toma de muestras de referencia, tal como se indica en la condición 2.4.
9.3 Con anterioridad ala puesta en marcha del grupo de ciclo combinado: Estudio de situaciones de arranque, parada y funcionamiento por debajo del 70 por 100, tal como se indica en la condición 2.10.
Proyecto que especifique las características de los sistemas de medición en continuo de emisiones, tal como se indica en la condición 2.4.
Propuesta de programa de vigilancia ambiental durante la fase de funcionamiento tal como se indica en la condición 8.2.
9.4 Red de vigilancia, sistema meteorológico y modelo predictivo: La red de vigilancia de la calidad del aire y el proyecto del sistema meteorológico, indicados en las condiciones 2.6 y 2.7, deberán estar instalados con un año de antelacióna la puesta en marcha de la central, por lo que el estudio de la red de vigilancia de la calidad del aire y el proyecto del sistema meteorológico deberán presentarse, para su aprobación, con anterioridad al inicio de las obras.

El modelo predictivo meteorológico deberá estar validado y en funcionamiento, con anterioridad a la puesta en marcha de la central.
Condición imprescindible para la puesta en marcha de la central será disponer de la correspondiente autorización ambiental integrada, así como estar instalados y en funcionamiento la red de vigilancia de calidad del aire y el sistema meteorológico y validado el modelo predictivo.
Asimismo, será condición imprescindible para la puesta en marcha de la central disponer del sistema de seguimiento de gases de efecto invernadero, de acuerdo con lo establecido en el Real Decreto Ley 5/2004, de 27 de agosto, por el que se regula el régimen del comercio de derechos de emisión de gases de efecto invernadero, en los términos fijados por la Comunidad Autónoma en la autorización de emisión. El sistema cumplirá con lo establecido en el Anexo III del Real Decreto Ley 5/2004 y con la Decisión 2004/156/CE de la Comisión, de 29 de enero de 2004
El programa de vigilancia ambiental, tanto en la fase de obras como en la de funcionamiento, así como los estudios y proyectos relacionados con los sistemas de control de emisión de contaminantes a la atmósfera, con la vigilancia de la calidad de aire y el sistema meteorológico deberán contar con informe previo del órgano ambiental de la Comunidad de Madrid.
10. Financiación de medidas correctoras
Deberán incorporarse al Proyecto para solicitar licencia de actividad y al Proyecto de ejecución, con el nivel de detalle que corresponda, las medidas preventivas y correctoras propuestas en el estudio de impacto ambiental y las contenidas en esta declaración, así como las actividades derivadas de la realización del programa de vigilancia.
Todos los datos y conceptos relacionados con la ejecución de las medidas correctoras contempladas en el estudio de impacto ambiental y en las condiciones establecidas figurarán con memoria, planos, pliego de prescripciones y presupuesto. También se valorarán los gastos derivados del programa de vigilancia ambiental. Estas condiciones se exigirán a todos los contratos y subcontratos que el promotor efectúe para la realización de las obras y el funcionamiento de las instalaciones.

Lo que se hace público para general conocimiento, en cumplimiento de lo dispuesto en el artículo 22 del Reglamento para la ejecución del Real Decreto Legislativo 1302/1986, de 28 de junio de Evaluación de Impacto Ambiental, modificado por la Ley 6/2001, de 8 de mayo.

Madrid, 7 de febrero de 2005.-El Secretario General, Arturo Gonzalo Aizpiri.

Ver ANEXO